El escritor y abogado laboralista Emilio de Mier ya cuenta con una calle en Torrelavega

El abogado laboralista y escritor, Emilio de Mier, cuenta desde el sábado, 26 de mayo de 2012, con una calle con su nombre que le rendirá homenaje póstumo gracias a la iniciativa de un grupo de amigos que planteó en 2009 la propuesta al Ayuntamiento de Torrelavega.

La calle donde se ha descubierto la placa con su nombre en un acto donde asistió el alcalde, Ildefonso Calderón, está ubicada en el barrio de Sierrapando, donde Emilio pasó los primeros años de su estancia en Torrelavega.

En julio de 2009, un grupo de amigos, compañeros y familiares de Emilio de Mier, solicitaron al Ayuntamiento de Torrelavega que se pusiera el nombre de este ex concejal de la ciudad, fallecido en 1994, a una calle en construcción en Sierrapando. La propuesta fue consensuada por el grupo durante la Marcha a Sejos, actividad que se celebra todos los últimos sábados de julio, desde la muerte de Emilio de Mier.

La petición fue avalada por el Colegio de Abogados de Cantabria, los sindicatos UGAM COAG y CCOO, el grupo de opinión Quercus y la asociación de vecinos Río Indiana, de La Inmobiliaria. Además, la suscribieren a título individual el director de cine Manuel Gutiérrez Aragón, el naturalista Jesús García Díaz, Faustino Cuevas, Fernando Diego, Jesús González de la Vega, Eduardo González Maray ‘Charines’, Ángel Izquierdo y escritores y poetas como Mauro Muriedas Echaves, Julio Sanz Saiz, Ángel Sopeña Villar, José Ramón Saiz Viadero, Luis Alberto Salcines Pérez y  Gloria Ruiz González.

De Mier, nacido en Sopeña pero integrado en la vida torrelaveguense, fue un activo personaje en la lucha contra el franquismo y perteneció al Partido Comunista de España. Compatibilizó durante años su tarea profesional en la abogacía con la labor política como concejal del Ayuntamiento de Torrelavega y con las tareas literarias e investigadoras. En 1984 publicó la novela Sejos del confinamiento. También publicó Menéndez Pelayo entre Cantabria y Belisa, comentario sobre la poética del polígrafo cántabro. También es autor de un trabajo de investigación histórica titulado Anotaciones sobre la Inquisición en Cantabria: Paráfrasis documental sobre la brujería, editado póstumamente en 1999.

Esta entrada fue publicada en Actualidad. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.