Marisa del Campo y su hija Sonia recitan sus poemas en libertad en el Gran Casino de El Sardinero

Marisa del Campo y su hija Sonia, presentaron en el Gran Casino del Sardinero varios de sus poemas en un recital bajo el título ‘Poesía en libertad’. El acto, organizado por la asociación cultural Bahía-Sur de Santander, fue presentado por Vicente Nieto, encargándose de introducir a las dos poetas, el periodista Raúl Gómez Samperio.

No es la primera vez que madre e hija han ofrecido un recital conjunto. El último de ellos tuvo lugar el pasado 23 de agosto, en el Centro Cívico Río de la Pila-Juan Carlos Calderón, con motivo de la llegada de Sonia, que vive en Chile, para pasar sus vacaciones en Santander, momento en el que tiene la posibilidad de presentar sus novedades líricas.

Marisa del Campo dedicó sus poemas a Santander, a  su mar, a su bahía y al propio Gran Casino de El Sardinero. También a varios de sus amigos, como a Juan Carlos Calderón, cuya viuda e hija asistieron al recital, así como a Pedro Crespo de Lara que también estuvo presente en el acto. Por su parte, Sonia del Campo recitó varios poemas, con una selección de los que le valieron sus distinciones en diferentes concursos y otros recién elaborados, relativos principalmente al amor y a la vida, que pueden leerse en su blog: http://soniadelcampo.blogspot.com.es.

Raúl Gómez Samperio, a la hora de presentar a las dos poetas, se refirió a la singularidad de encontrar recitales donde se dieran cita una madre y una hija, destacó las fuerzas que unen a ambas artistas tan intensamente, como son el lazo de sangre y su afición a escribir, recordando que ambas tienen como punto de referencia a la madre y abuela de ambas, Manolita Polo Martínez Campo, sobrina del doctor Enrique Madrazo.

Marisa del Campo, nacida en Zaragoza pero vecina de Santander desde hace varias décadas, es autora de nueve libros de poemas: ‘Pinceladas poéticas’ (1964), ‘Apuntes del natural’ (1970), ‘Cantabria, tierra y mar’ (1978), ‘Santander, mi vela al viento’ (1980), ‘Santander, gaviota azul’ (1986), ‘Y en la palabra, amor’ (1987), ‘Conmigo el mar’ (1989 y 1992) y ‘Andalucía Rimada. Andalucía libre’ (1991) y ‘Un solo mar’ (2012), este último continuación de ‘Conmigo el mar’.

Además de estas obras, otras han tenido presencia en varias antologías poéticas y ha obtenido 23 premios de poesía y de relatos, entre ellos el Bahía de Santander (1968), Dirección General de Cultura Popular de Valencia (1969), Premio de Relatos del Ministerio de Trabajo (1973), Amigos del Arte de Santander (1975), Premio de Relatos XII Semana del Mar de Cartagena (1982), y Premio Nacional Virgen del Carmen de Alforjas para la Poesía, del Alto Estado Mayor de la Armada (1991). También fue finalista del Premio Nacional de Periodismo “Hermanos de las Cuevas” del Ayuntamiento de Arcos de la Frontera (2000) y del Premio “Lanza de Plata” (Santander, 2002). Ha obtenido el segundo premio “Casa de Andalucía” en Getafe (Madrid, 2002), el Premio “Háblame de amor y amistad”, del Montepío de Teléfonos (Madrid, 2003) y el Premio Especial “Andalucía” de la Casa de Andalucía en Getafe (2006).

Su hija, Sonia Fernández del Campo, es santanderina y alterna su actividad literaria con la profesión de azafata de vuelos. Influenciada por su madre que la introdujo en la literatura, en 1999 consiguió el Premio de Poesía “Vicente Mojica” del Ateneo de Alicante por el poemario “Recíprocos Amores”, que forma parte de su libro “Palabras de Amor”. También obtuvo galardones en las Justas Poéticas de Dueñas en 2001 por el poemario “Aprendiendo a vivir”, en el Premio de Poesía “Ciudad de Alcalá” en 2002 por su poemario “Judas Cupido”, y ese mismo año, en el Certamen Poético “Merche Lanza” de Santander por su soneto “Contrariedades”. En 2002 fue Premio Nacional de Poesía “Villa de Galisteo” de Cáceres por sus poemas “A ti, amor” y Premio Nacional de Poesía “Emeterio Gutiérrez Albelo”, del Ayuntamiento de Icod de los Vinos (Tenerife) por el poemario “Cuentos no infantiles”.

Esta entrada fue publicada en Actualidad. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *