Restaurantes de Puerto Chico homenajearon a Yeyo Rubín de Celis con un postre que lleva su nombre

Asistentes a la presentación del homenaje a Yeyo

Dieciséis restaurantes de Puerto Chico (Santander) y uno de Puerto de Santamaría (Cádiz), ofrecieron en sus menús, el día 25 de julio, festividad de Santiago, un postre especial que lleva el nombre de Yeyo Rubín de Celis en homenaje a este defensor de la gastronomía cántabra, escritor y crítico gastronómico, que falleció repentinamente el pasado 20 de diciembre a la edad de 59 años.

Los restaurantes colaboradores son Asador Lechazo Aranda, Asubio, Bodegas Mazón, Casa de Comida Tetuán, El Desván, El Faro del Puerto (Cádiz), El Puerto, Fuente Dé, La Bombi, La Brocheta, La Flor de Tetuán, La Mayor, La Posada del Mar, La Vinoteca, Marucho, Querida Margarita y Pícaro.

El pasado 31 de mayo, los antiguos alumnos del Colegio Capuchinos celebraron su encuentro anual, rindiendo homenaje a su compañero de estudios, Yeyo Rubín de Celis, bautizando a un postre cántabro con su nombre creado por la regente del restaurante ‘A son de mar’, la joven cocinera Ana Cubillas. En esa reunión se propuso la idea de que el postre creado se ofreciera a los restaurantes de la zona de Puerto Chico con el nombre de Yeyo, para ofrecer a los clientes en su carta el día de Santiago, respetando la receta base y dándole cada uno su estilo propio.

A la presentación del homenaje, que se hizo público el pasado 11 de julio, asistió el presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla. En dicha presentación participaron destacados restauradores, la madre, hermana, hija y varios familiares de Yeyo y miembros del colectivo ‘El Campanu Alegre’, que hizo entrega de tres ejemplares de la obra ‘Brindis y poemas de pura cepa’, con sendos diplomas con un brindis a Yeyo.

La receta del postre cántabro Yeyo tiene como ingredientes 3 huevos, 4 quesitos en porciones, 2 yogures naturales, 1/2 litro de nata, 4 cucharadas de Maicena, 7 cucharadas de azúcar, 2 chupitos de orujo de guinda y una guinda de orujo en plato. El modo de hacerlo es batirlo todo hasta que esté ligado y hornear a 170 grados en horno precalentado hasta que se pinche con un palillo y éste salga seco.

El brindis por Yeyo creado por ‘El Campanu Alegre’ dice lo siguiente

Con nosotros estás, compañero,

estés cerca o estés lejos,

entre fogones trajinando,

en la cocina del cielo.

Caprichosos son los santos,

con especias y alimentos,

unos huyen de la sal,

otros de los condimentos.

Y tú les buscas el punto,

al buen estilo de Yeyo,

y Dios te sonríe siempre,

esperando un postre bueno:

un café con orujillo,

y un rico queso pasiego.

Y sonríe Puertochico,

y sonríe El Astillero,

y el viento Sur se despierta,

y sopla tu nombre el viento.

Alcemos todos las copas,

y todos juntos brindemos,

y siempre hagamos lo mismo,

cuando honremos a Yeyo.

Esta entrada fue publicada en Actualidad. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.